22.12.14

Legendarium (#4) Vampiros, aquelarres y fuerzas del mal


Título: Legendarium (#4) Vampiros, aquelarres y fuerzas del mal.
Autores: Javier Pellicer, Rubén Serrano, Cristina Puig, David Marugán, Elena Montagud, Mikel Rodríguez, Julián Sánchez Caramazana, José Luis Cantos Martínez, José Alberto Arias Pereira
Editorial: Nowtilus (Tombooktu).
Páginas: 109.
Precio: 5,95€. 
Sinopsis: Siete cuentos escalofriantes basados en las historias más fantásticas de nuestra geografía: entes del mal, aquelarres, curas magos, psicofonías... Las leyendas de este título se basan en las creencias más arraigadas desde hace siglos: apariciones y desapariciones, sucesos extraños protagonizados por entes del mal, aquelarres, curas magos, autos de fe, psicofonías... campan a sus anchas en los relatos de estos autores.
La antología Legendarium, a medio camino entre Poe y Lovecraft, posee la prosa poética, fidelidad a las tradiciones y sorprendentes finales que la convertirán en un clásico.




El ataúd

Su autor, José Luis Cantos Martínez, nos proporciona el relato más largo de este volumen. El ataúd, está narrado en primera persona por José un humilde carromatero vivirá junto a su aprendiz una de las experiencias más siniestras de toda su vida. Todo comienza con un encargo inusualmente bien pagado, él y Pedrico deberán transportar un ataúd vacío a Madrid. Durante el viaje los acompañará Piet Avram un inquietante extranjero y su séquito. 
—Suban el ataúd a la mía.
—¿No irá usted a dormir en él, verdad?
No sé qué me llevó a hacer tal comentario, quizá estuviera aún conmovido por la simplicidad con la que el chico había resumido la extraña jornada o puede que, inconscientemente ardiera en deseos de quitarle hierro al asunto. No lo sé… El extranjero se limitó a devastarme con una mirada negra que me clavó en el asiento del carruaje.

La atmósfera de El ataúd está muy lograda: opresiva, lúgubre… Según vas avanzando en la lectura puedes percibir con claridad el progresivo desgaste que van sufriendo nuestros protagonistas. Otro elemento bien llevado es la misteriosa caja, unos dicen que está vacía, pero José no lo tiene tan claro. Sin duda lo más inquietante son los misteriosos sucesos que parecen rodear su itinerario. Este relato está basado en la leyenda el vampiro de Borox.
Un final impactante.
Lo confieso este ha sido uno de mis favoritos.

La Atalaya de las Almas


En contraste con el primero, este es mucho más corto, cuenta tan solo con dos hojas de una historia de espectros, piratas y redes. Con prosa poética su autora, Cristina Puig narra la historia de un vigía de Mallorca, cuyo mundo cotidiano da un giro radical cuando recibe una extraña nota que le compele a abandonar su atalaya y salvar así la vida. ¿Hará caso de esta advertencia? ¿Quién ha escrito el mensaje?

Una alfombra azulada e infinita se extendía ante mis pies, mientras un manto de cielo y la Madre Tierra me acogían en su regazo. Yo sentía aquello como si todo formara mi universo particular, privado. Recuerdo que solía anotar en un pergamino, bajo la luz de un velón, los sentimientos que me provocaba estar allí en lugar de dedicarme a mis obligaciones.
Esta historia nace a partir de las numerosas leyendas relacionadas con la Atalaya de las Almas, una torre vigía del siglo XVI. Suicidios, almas en pena, desapariciones...
Pese a su brevedad nos encontramos con un relato entretenido que nos sugiere un mundo espectral donde las promesas se cumplen, incluso en la muerte.

El cura mago de Bargota

En la villa Bargota existe un cura llamado Johanes al que sus feligreses atribuyen toda clase de prodigios: cabalgar las nubes, acudir al encuentro de otros nigromantes o separar sus miembros sin sufrir daño alguno. Es un hechicero.
Al final de la tarde un bandido llamado Juan Lobo se presenta en su hogar pidiendo su ayuda a cualquier precio, pero Johanes ignora que poco después la mismísima Inquisición requerirá su presencia; han llegado a sus oídos la naturaleza de sus oscuras prácticas.
—Bien sabéis, brujo, que no poseo ni un real de vellón. Todo lo dejé allá por Azuelo cuando tuve que huir denunciado por ese maldito pechero. Te digo que si lográis zafarme del regidor daré mi alma a Belcebú si es preciso —exclamó el maleante convencido, mostrando un herrumbroso cuchillo con las cachas de hueso en un amago de cortarse en el antebrazo como juramento.
—De cierto os digo que ya lo habéis hecho —respondió Johanes antes de estallar en una estrepitosa carcajada.
Este es otro de mis favoritos y tiene su origen en la leyenda de Johanes de Bargota que según dicen fue el párroco de la villa y aprendió el conocimiento oculto en las cuevas de San Cipriano de Salamanca.
La acción se perfila en torno al personaje de Johanes que con unas pocas pinceladas se nos presenta como un hombre ambiguo y enigmático. ¿Cuáles son sus intenciones? ¿Habrán de temerle sus vecinos y amigos? Distintos personajes nos darán su visión del cura. Su autor es David Marugán que además de hacernos disfrutar con esta historia, nos permite vislumbrar la sociedad de la época y el papel que el Santo Oficio desenpeñaba en ella.
Una parca labor

Existe un fuerte vínculo entre Martina y su nieta, alimentado por el cariño y las fabulosas historias de la anciana. Sin embargo a medida que la pequeña va creciendo nota la tristeza que parece corroer las entrañas de su abuela.
Sin embargo cuando cumplí quince años, los ojos de la abuela Martina se tornaron oscuros y tristes.  Y en ocasiones la descubría observando con melancolía la infinita negrura de la noche, vacía de estrellas.
Un día la anciana comienza a relatarle un cuento  acerca de un árbol mágico, pero la niña pronto comprende que no se trata de ficción, el  árbol es real y también lo es la figura que aguarda en la parte más alta.
Elena Montagud nos ofrece una historia sencilla y entrañable, que apela a la sabiduría y el equilibrio de la naturaleza. El núcleo de la trama nace gracias a la leyenda valenciana del árbol de Altea.

Las Caras de Bélmez

Las Caras de Bélmez uno de los fenómenos más conocidos del mundo de lo paranormal. Sucedió en Jaén, unos rostros surgieron en el suelo del domicilio de María Gómez. Los medios se hicieron eco de la noticia con fervor, unos defendieron su autenticidad, otros en cambio lo catalogaron como fraude. El autor de este relato, José Alberto Arias Pereira, trata de reconstruir los sucesos acontecidos en torno a las Caras, por medio de un personaje imaginario llamado Iñaki. Este volverá a la casa algún tiempo después de la muerte de María, tratando de aportar luz al asunto.

En la primera visita muchos se sentían decepcionados.  No era el caso de Iñaki. Él, admirador confeso de lo paranormal, oyente puntual del programa Milenio 3 y lector empedernido de toda publicación de tintes extraordinarios, se sintió agradecido al universo.  Las Caras estaban ahí, y eso era cuanto importaba.
Es un relato bastante entretenido, que si bien no ofrece ningún nuevo enfoque para interpretar este misterio, suscita nuevas preguntas en lector. Ah, también cita a algunos personajes emblemáticos de este mundo como Jiménez del Oso e incluso programas como Milenio 3.

¡Umbrales!
Mikel Rodríguez ha creado un relato de tintes lovecraftianos. Un grupo de alumnos del Departamento de Historia Moderna de la facultad topan con un manuscrito que habla de un culto anterior al cristianismo, cuya deidad era conocida como la Divinidad Oscura.

Mucho se habla y escribe en estos días sobre los tiempos oscuros. Sin embargo, apenas unos pocos elegidos —o condenados— han tenido verdadero contacto con ellos. Yo soy una de ellos.
Estamos en lamia-osin, cuya traducción sería, un poco libremente, ‘pozo o cueva de las brujas’… Aunque todo comenzó unas semanas antes en la biblioteca de los jesuitas de San Sebastián.

Dichas prácticas rituales se realizaban en una extraña cueva,  en cuyas entrañas habita una criatura de un tiempo olvidado. Las leyendas dicen que durante la primera noche del solsticio de verano esta entidad tiene la oportunidad de recuperar su libertad.
Otro de mis favoritos, te mantiene en tensión hasta el final y juega con la ambiguedad de los acontecimientos al más puro estilo de Lovecraft.
Las damas del lago
Julián Sánchez Caramazana ha elegido la temática de las Damas del lago, un tema que me atrae bastante, ya que no se trata del típico espectro. En general me ha gustado, pero debo señalar que en algunas partes la trama se ha tornado confusa.
A las que no convierte en esclavas  se las lleva al fondo del lago, del mar o del río. Se bebe su sangre y se come su carne. No se sacia, ni se sacian sus hijas; y regresan cada noche o siguen caminando, porque son pasos, son huellas, son damas del lago. Si crees en ellas no hay escapatoria.

En mi opinión parece que el autor tenía una trama mucho más extensa y compleja, que no ha podido condensar del modo deseado. El final es impactante y deja con ganas de más. Otro detalle que me ha gustado ha sido la repetición poética de las características de las Damas del Lago.

Este Legendarium IV ha sido el último volumen de estas apasionantes antologías. Debo decir que está muy equilibrado y que ha sido uno de mis favoritos. En mi caso puedo decir que el primer Legendarium es el más flojo  —a pesar de contar con buenos relatos—, los tres siguientes son bastante buenos. ¡Felicidades a los autores!


1 comentario:

  1. ¡Hola preciosa! Soy Alicia del blog Secret Dreams of night. He visto que estás suscrita y solo quería avisarte que, dado a que el blog está un poco abandonado, he abierto uno nuevo en el que compartiré una historia dentro de muy muy poquito :D. La novela será (¡cómo no!) de género juvenil y con toques románticos :P ¡espero que te animes a leerla! Mientras, este mes voy a subir una saga dedicada a Cómo crear un blog-novela (que ya empecé en el otro blog) y además, abriré este jueves un SORTEO con cositas muy bonitas que espero que te gusten. En fin, ¡espero que te animes a visitarlo! Acabo de estrenarlo y me moriría de ilusión si lo visitases :D. ¡UN BESAZO PRECIOSA! Te lo dejo aquí ~~> Read Infinity

    ResponderEliminar

Bienvenidos a mi mundo :)